deseos elevados

Estamos programados para creer que nuestros deseos más elevados son “sueños”; fantasías irrealizables. Los más optimistas “negociamos” con ellos, bajando un poco las expectativas y asumiendo limitaciones para convencernos de que al menos una parte de ellos es posible. La verdad es que todo aquello que somos capaces de imaginar, en su versión más perfecta, elevada y abundante, ya está disponible. Esas “fantasías” o “sueños” son señales que nos envía nuestra conciencia para avisarnos que en su vibración más alta esas realidades ya están habilitadas.

Es momento de entender que solo podemos concebir aquello que ya es posible dentro de otros planos de conciencia. Solo necesitamos habilitaresa posibilidad dentro de nuestro campo de energía para que esta encuentre el camino hacia nosotros y nuestra existencia material.

Vibramos ahora en modo receptivo. Se trata solamente de recordar que la magiaestá en nosotros y es ella la que abre el portal hacia la materializaciónde todos nuestros sueños. Cuando nos enfocamos abrimos la puerta y permitimos que esa realidad (una relación, un objeto, un logro, una situación) que ya está disponible en nuestra más alta vibración de conciencia llegue hasta nosotros en el plano físico material.

Conectate con esa vibración, abrí el portal, iluminá el camino y permití que esa realidad llegue a vos.

¿Estás listo para habilitarte esta experiencia y unificarte con tu línea de tiempo más elevada?
¿Estás enfocado en la más alta visión que tu conciencia te ofrece en este momento?

 

ver

Cuando transitamos nuestro camino de evolución conscientemente no deja de haber desafíos. Ser conscientes no nos evita transitar nuestra experiencia humana, aunque la eleva a un estado divino. Vemos con los ojos de la Conciencia y materializamos realidades divinas.

¿Cómo creés que ve Dios?

La divinidad en vos activa una percepción diferente de las cosas. Esa situación o relación que parece caótica, negativa, dramática, terrible o simplemente no te gusta y no responde a las expectativas de tu ego esconde un tesoro para vos. Te enseñaron que el sufrimiento es el camino de regreso al cielo y que tenés que vivir experiencias dolorosas para ganarte el amor de Dios. Sin embargo, sabés perfectamente que eso no puede ser cierto.

Suponiendo que todavía percibís a Dios separado de vos, ¿podés creer que Dios le daría dolor, carencia, tragedias y pérdidas a su creación? ¿Qué clase de Dios haría eso? Esa interpretación de la Divinidad es producto de los hombres que, en su afán egóico de competir con la divinidad, quieren dominar al mundo a su antojo y pretenden hacerlo generando miedo y sufrimiento. Vos mismo creés esto y lo habilitás en tu vida por miedo a confiar en tu verdadero poder.

Podés cambiar tu mundo solo cambiando tu percepción de él. Sos digno de vivir una vida libre y llena de amor.

¿Estás listo para cambiar tu percepción?

Te invito a cerrar tus ojos, a hacer unas respiraciones conscientes para alinearte con tu columna de Luz y abrir tu corazón llevando la atención hacia el centro de tu pecho. Traé a tu mente alguna situación con la que no estés conforme o sientas que te está produciendo dolor. Observala detenidamente como si estuvieras viendo una película. Date tiempo para liberar las emociones que afloran y liberar los juicios que emiten tus pensamientos. Solo observate.

¿Para qué estás viviendo esta situación?
¿Para qué estás eligiendo esta realidad en tu vida?

Conectate con la gratitud. Conectate con la verdad y soltá todas las falsedades, máscaras, creencias, miedos y mandatos que te impulsan a sostener esta situación en tu vida.

Cada situación que en apariencia no te agrada esconde un mensaje y una oportunidad para ampliar tu percepción. Animate a mirar más allá de las apariencias. Sé agradecido. Apreciá tu vida y tus dones y vas a ver prosperidad y abundancia en tu vida. 

 

alquimia

Muchas veces confundimos lograr nuestros sueños u objetivos con alcanzar una meta material. Es decir, nos confundimos con nuestros sueños y objetivos materiales.

Sabemos ya que nada es imposible y que solo se trata de focalizar nuestra energía y habilitar esas realidades para que ellas se abran paso en nuestro campo energético hasta reflejarse en nuestra realidad material. Sin embargo, cuando dirigimos toda nuestra energía y nuestra atención hacia esos logros, estamos confundiendo el sentido. La materialización se vuelve efectiva por añadidura, pero el verdadero trabajo es hacia adentro. ¿Qué quiero obtener a través de esa materialización? ¿Qué es lo que deseo sentir? ¿Cuál es la realidad interna que esa materialización me permite experimentar? Son estas respuestas las que nos orientan verdaderamente ya que lo que queremos habilitar no son solamente las realidades materiales sino lo que ellas nos hacen sentir, es decir, una realidad interna.

Es dentro nuestro que se realiza el verdadero trabajo de alquimia, donde todas las resistencias y programas que obstruyen ese estado que anhelamos se despliegan, hablan, argumentan y también donde la luz concentrada de nuestra propia energía puede limpiar y elevar esas vibraciones hasta convertir todo nuestro campo energético en un mundo de posibilidades para el despliegue de nuestra más alta vibración. Solo entonces, por añadidura y no por necesidad, como una comprobación de lo ya alcanzado internamene, las realidades materiales se despliegan con facilidad y sencillez.

A esto llamamos entre otras cosas habitar las frecuencias receptivas: nos entregamos a la potencia de la alquimia interna; abandonamos la lucha, dejamos que nuestro interior se permita vibrar en su frecuencia más elevada. En el proceso observamos cómo todos los programas limitantes que nos habitan se hacen presentes, hablan, resisten y finalmente se funden y elevan por el magnetismo de una vibración superior. Esto es lo que llamamos alquimia divina. Cuando abrimos los ojos al exterior desde esta nueva vibración, observamos una realidad en la que lo concreto/material se acomoda en perfecta armonía con la vibración que nuestro ser está emitiendo desde su interior.

¿Estás listo para activar esta alquimia en tu interior?

 

conciencia ilimitada

Siempre estás en el centro exacto de la manifestación universal de la que formás parte y en donde cada aspecto tiene la capacidad absoluta de revelarse con claridad. ¿Qué hace que te sientas separado?

Tu mente te imagina distanciado de tu entorno y compensa esa falta armando sistemas e ideas conceptuales para intentar volver a sentirse parte de ese entramado universal. Ese camino de retorno es falso ya que avala una separación que nunca existió. Cuando pensamos en liberarnos quedamos atrapados en la estructura de pensamiento que genera ese deseo y vivimos esa libertad solo mentalmente. Sin embargo, la unidad se experimenta, no se piensa.

Cuando elegimos con miedo, sintiéndonos separados de lo que nos corresponde naturalmente, actuamos con esfuerzo y terminamos siendo víctimas de nuestra propia realidad. Sobre compensamos nuestra sensación de carencia llenándonos de objetos, relaciones y experiencias innecesarias que nos limitan en vez de hacernos vivir plenamente.

¿Dóndé está enfocada tu mente ahora? ¿Estás percibiendo tu vida o imaginando un lugar o momento distinto donde podrías ser feliz? ¿Estás persiguiendo una idea mejor que te llevará a tu felicidad? ¿Mejor con respecto a qué? ¿Sobre qué expectativas se basan tus elecciones?

Mente, necesidad, deseos y juicios. No existen para la Conciencia Ilimitada. Esta le pone fin a nuestros procesos mentales y a los deseos egóicos que empañan la visión de lo que ya se está desplegando. Se detiene el juego de la carencia, al igual que sus íconos de falsa opulencia. La codicia es reemplazada por nuestra abundancia natural.

Siento, sé y luego pienso: lo articulo en forma de palabras y acciones. Despojado de mis símbolos e interpretaciones, observo lo original. Dejo de tomar y doy ilimitadamente. Dejo de escuchar mi parloteo mental para escuchar mi sabiduría. Soy porque formo parte.

Solo queda el silencio y nuestra capacidad innata para percibir la expresión de amor en cada detalle y profundizar en esa riqueza en un ahora ilimitado. En el super poderoso momento en el que todo lo que creíamos afuera entra.

Te invito a unificarte con las partes que aun sentís afuera y desandar el camino de separación en un instante.

 

digno de la Tierra

Una creencia que se ha instalado hasta en los huesos en los buscadores espirituales es que el cuerpo es despreciable o insignificante. Esta falsa percepción se ha llevado al extremo y el cuerpo guarda estas memorias de sufrimiento.

Hay cuerpos que fueron flagelados para sentir dolor y expiar la pena/pecado; cuerpos que han sido sacrificados para agradar a Dios; cuerpos que han sido condenados a la pobreza, castidad y al celibato para alcanzar la gracia divina; cuerpos que han sido quemados en la hoguera por haber obrado milagros; cuerpos que han sido debilitados y enfermados por sostener ayunos/privaciones extensas para castigar los deseos de la carne. Hemos hecho esto y más en pos de alcanzar nuestra realización espiritual.

En el otro extremo o polaridad, los cuerpos desconectados de su Espíritu/Conciencia han sido sometidos a estímulos y entretenimiento nocivo para calmar esa falta de amor y llenar ese vacío interno.

¿Te preguntaste alguna vez qué secreto guarda tu cuerpo que tanto tiempo fue acallado? Llegó la hora de transformarlo todo. Llegó la hora de recuperar tu amor/poder sobre la materia.

Amar nuestro cuerpo no es ir al gimnasio, hacer dietas o vestirlo con ropas nuevas. Amar nuestro cuerpo es reconocer que él contiene nuestra esencia y que, a su vez, es modificado y animado por ella.

Uno de los mayores miedos relacionados con la muerte es el de abandonar el cuerpo físico y no es por apego a él. Es porque sabemos que nuestro cuerpo puede vibrar en la misma energía que nuestra conciencia. ¿Por qué dejarlo y experimentar disfrute en otra vida; en un momento futuro y bajo otras condiciones? ¿Por qué no podemos viajar con él? ¿Por qué no podemos atravesar portales con él?

La respuesta que nos han brindado es que las frecuencias muy elevadas de Luz lo exterminarían y que nuestra materia no podría soportar esas altas vibraciones. Entonces me pregunto, ¿si acompañamos conscientemente a nuestro cuerpo físico para que integre altas frecuencias de energía aquí en la Tierra? ¿Si lo habilitamos a procesarlas? ¿Si el elixir de la eterna juventud se basa en que cada una de tus células reconozca que sos eterno y que podés disponer de esta vitalidad intencionalmente? ¿Si fuéramos capaces de iluminar esta Tierra y de encontrar el Paraíso aquí y ahora?

Para la Nueva Humanidad todoes posible. Estamos listos para activar un nuevo template que contiene la nueva información (posibilidades) encriptada energéticamente. Contiene Unidad (integración completa de nuestro cuerpo físico con nuestro cuerpo de Luz); Comunidad (comunión entre todos los Seres); Maestría; Santidad (un corazón de intención pura e inocente) y Neutralidad (paz y silencio).

¿Estás listo para integrar estos Códigos y experimentarlos en esta dimensión terrenal?

 

Vórtices de Energía

Nordelta y Samaná
mundo 200

Contacto

Email
Whatsapp 
+54 11 5754 4874



Encuentro.pro ©, Coaching Energético. El sitio utiliza Cookies, por lo cual si continúa navegando entendemos que acepta el uso de las mismas. NOTA IMPORTANTE SOBRE EL CARÁCTER DE NUESTRAS PUBLICACIONES: La información en este sitio no pretende ni implica ser un sustituto del consejo, diagnóstico o tratamiento médico o psicológico. Todo el contenido, incluido textos, gráficos, imágenes e información, disponible a través de este sitio web es solo para fines de información general. Todo el contenido es para uso particular prohibiéndose su reproducción total o parcial sin la correspondiente autorización.

Nordelta, Tigre, Buenos Aires, República Argentina y Bahía Cosón, Samaná, República Dominicana.